El PT pierde el registro, una herencia salinista


La desaparición del Partido del Trabajo (PT) no es un golpe contra la izquierda. Este instituto político, cuyo líder en el Congreso de la Unión es el poblano Manuel Bartlett Díaz -famoso por ser señalado como el responsable de la caída del sistema-, fue creado durante el salinismo.

El presidente Carlos Salinas de Gortari, junto con su hermano Raúl, crearon este instituto político para simular una oposición al régimen priista y así descomprimir la presión social contra la ilegítima llegada de Salinas a Los Pinos.

Pero oh ironías de la vida: el partido que Salinas creó hace 10 años, hoy se suma a las filas de Morena, el partido de Andrés Manuel Lopez Obrador, enemigo acérrimo del expresidente priista.

El Partido del Trabajo siempre se presumió como un instituto político de izquierda extrema. Sus colores emulan a los bolcheviques o a la China comunista con todo y estrella.

Sin embargo,  pese a lo que muchos militantes creían, desde sus orígenes el PT fue un partido fachada que en muchas ocasiones apoyó al PRI y que, a través de coaliciones obtuvo canonjías.

En Puebla, durante la elección de 2010, por ejemplo, el PT fue uno de los partidos que apoyó al candidato del PRI, Javier López Zavala, a través de la crítica al entonces candidato del PAN y hoy gobernador, Rafael Moreno Valle. Sus principales representantes no se perdían mitin o comilona que organizara el candidato.

Otra ironía de un partido fallido de origen: su líder legislativo Manuel Bartlett. El ex gobernador poblano fue secretario de Gobernación Federal en el sexenio de Miguel de la Madrid. Fue acusado por ser el presunto autor intelectual de homicidio del periodista Manuel Buendía.

Los mexicanos, al menos la mayoría,  le recuerda como el responsable de la caída del sistema cuando una corriente ideológica de izquierda, representada por Cuauhtémoc Cardenas en su figura de candidato presidencial del PRD, logró obtener el respaldo de los mexicanos pata conseguir la alternancia política en la década de los ochentas.

Bartlett fue la muralla a la alternancia, el responsable de que un cambio político hacia la izquierda ocurriera y representante del totalitario sistema priista de antaño.

El "izquierdista" Bartlett que puja contra los extranjerismos,  por cierto, ostenta un apellido que la heráldica ubica como mezcla de inglés con español.

El partido que le cobijó tras su salida del PRI luego de no obtener la candidatura a la Presidencia de la República en el año 2000 hoy desaparece pretextando un ataque a la izquierda sin reconocer su pasado como instituto esquirol de Carlos Salinas de Gortari.

Redacción

Adéntrate en esta aventura digital. Nuestros textos y videos fueron cuidadosamente escogidos para informarte y entretenerte.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente